Viajar con poco dinero es posible

Barrio del Sacromonte de Granada.

Barrio del Sacromonte de Granada.

¿Cuántas veces hemos escuchado decir que no viajo porque no tengo mucho dinero? Los tiempos cambian y ahora hay mil formas de viajar con pocos recursos, siempre que estemos dispuestos a adaptarnos y renunciar a ciertas comodidades, muchas de ellas innecesarias si lo pensamos bien.

Para llegar a nuestro destino hay muchas formas de hacerlo. Si queremos viajar a otro país, lo mejor es estar muy atento y consultar las principales aerolíneas, la reina de las low cost y conocida Ryanair y otras como EasyJet, Vueling, Wizz Air, etc. Para conseguir un buen precio es importante verlo con uno o dos meses de antelación y consultarlo diariamente para cuando publiquen las ofertas. Lo más importante es tener disponibilidad de tiempo y horario, muchos de los vuelos baratos salen entre semana y a horarios muy incómodos, normalmente muy temprano por la mañana. Otro de los detalles a tener en cuenta es arreglárselas con la maleta de mano y así evitar el dinero que te cobran por una maleta facturada, muchas veces casi lo que te puede costar el vuelo.

Pero si quieres viajar por tierra hay muchas opciones, aparte de las típicas de bus y tren, muchas veces con precios altos. En muchas ocasiones sale más rentable compartir los gastos si alguien dispone de coche, incluso alquilar uno para todo el viaje o alquilarlo sólo para realizar los trayectos y devolverlo en otro destino, en muchas compañías si te lo permiten. Otra alternativa es compartir la gasolina con otra gente que haga ese trayecto, hay muchas webs como Bla Bla Car en las que puedes ponerte en contacto con otra gente que dispone de coche y busca pasajeros para viajar.

Carretera de la Rioja.

Carretera de la Rioja.

¿Dónde alojarnos? Si queremos gastar poco, tenemos que olvidarnos de los hoteles y buscar por Internet algún hostal o hostel económico, hay muchas webs como Booking o HostelBookers, además de buscar en foros de viajes recomendaciones de gente que haya visitado ese lugar antes, el boca a boca muchas veces es lo mejor para encontrar buenos sitios y baratos. Otra alternativa es utilizar la red de Coachsurfing, una web de viajeros, ddnde puedes conocer gente que te aloje en su casa gratuitamente, quede contigo para enseñarte su ciudad o simplemente para tomar un café. Esta alternativa es muy buena si no te importa amoldarte a la casa de quien te hospede y sus normas, horarios, etc. Es una buena forma de ahorrar dinero en el alojamiento, pero lo mejor es la oportunidad de conocer a alguien de la zona donde viajas y que te pueda aportar una visión diferente y mucho más auténtica  de lo que te ofrecen las típicas guías de viajes o trípticos turísticos.

Para comer siempre se pueden buscar bares y restaurantes recomendados en foros y webs de viajeros, pero hay formas más económicas de sobrevivir y no gastar. Si se puede por espacio y condiciones siempre viene bien llevar algo de comida envasada o enlatada, te puede salvar de un apuro. También puedes hacer compras en supermercados de la zona y cocinar, muchos hostales tienen una cocina común que viene genial para ahorrar en comidas. Siempre recomiendo ir aunque sea una vez a algún bar y probar la comida típica del lugar, que normalmente suele ser buena y asequible para nuestro bolsillo, lo mejor preguntar a alguien de la zona que nos recomiendo un sitio bueno, bonito y barato.

Plaza Mayor de Madrid.

Plaza Mayor de Madrid.

Y una vez tenemos todo listo, ¿qué vamos a ver o hacer? Bueno, hay que investigar un poco por internet, foros, amigos, etc, y preparar un poquito lo que vamos a hacer. Muchas veces en las webs locales podemos ver actividades culturales y eventos que la mayoría son gratuitos. Otra forma de viajar es ir sin tener nada visto y allí dejarte llevar, preguntar a la gente, dejándolo un poco a la aventura.

Un viaje empieza desde que se decide el lugar, cuando empezamos a prepararlo hasta que vemos en casa las fotos que hemos hecho. Hay que olvidarse de lo superficial y disfrutar de las pequeñas cosas. Tomar un helado en los callejones de Venecia, un paseo nocturno por la Ribeira de Oporto o disfrutar de un espectáculo callejero en las plazas de Granada, no se paga con dinero.

Plaza Nueva de Granada.

Plaza Nueva de Granada.

Fotografía: Antonio Muñoz Hernández.

 

2 comentarios
    • Antonio Muñoz Hernandez
      Antonio Muñoz Hernandez Dice:

      No es un intercambio de casas, es una red de personas, viajeros, que te permite encontrar gente que te aloje en su casa, te acompañe a dar una vuelta por su ciudad o simplemente te aconseje que hacer y ver dónde viajes. Además suelen organizar actividades en las ciudades dónde hay grupos de personas.

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *